4 de febrero de 2008

Tiempo de elecciones

Hoy... os dejo una reflexión:

¿Por qué todos los candidatos electorales, del partido que sea, tienden a basar su campaña en criticar y menospreciar a su oponente, en lugar de dar soluciones sobre como resolver los problemas de la sociedad?

Cierto es, que el hombre es un ser político, pero.... sinceramente, la política no está hecha para el hombre. Al menos, aún no.

¿que pensais vosotros?

4 comentarios:

cigui dijo...

Es fácil: todos tienen el mismo programa (salvo seres prehistóricos como Llamazares) y no saben cómo desequilibrar la balanza. Todo ello lo convierte en un circo. El pueblo va al circo y quiere divertirse, con lo cual con descalificaciones no vale. Hemos pagado nuestra entrada y queremos que, al menos, se peguen una camada de hostias en el congreso.

pingus dijo...

si, si, todos tienen el mismo programa pero que se pire zapatero

almena dijo...

Programa, proyectos, compromisos... eso es lo que esperamos escucharles y no insultos permanentes al adversario.
Sí.

Un abrazo

mangel dijo...

Es que también el electorado es hipócrita de narices.

Si eres de derechas, puedes desear que alguien eche a los emigrantes del país, pero te escandalizarías si lo vieras escrito en un programa. Pero les votas para que lo hagan.

Si eres de izquierdas, puedes pensar que el aborto debiera ser libre hasta determinada semana de gestación, pero no lo quieres ver escrito en el programa, sólo que lo hagan.

Son sólo dos ejemplos, pero en general votamos algo distinto a lo que escuchamos así que no importa realmente lo que digan. Sólo hablan para captar a los indecisos. Así que la charla se radicaliza.

Y pingus, si se pira Zapatero, entra Rajoy. ¿De verdad te parece mejor? Lo cierto es que tenemos los políticos que nos merecemos.