30 de agosto de 2007

A la "pelu"

Yo, no soy de las que va mucho a la peluquería. Es más, voy lo estrictamente imprescindible, cuando ya no hay forma de peinarme, o la hay, pero lo que se esconde detrás de esos cuatro pelos termina por no gustarme. (Se entiende que lo que está detrás, soy yo).

El caso es que... ir a la peluquería... es todo un proceso. Porque normalmente uno tiende a tener una peluquería de confianza. Una peluquera que te hace siempre lo que no le pides, pero a la que no le pides rendir cuentas. (Muchas parejas desearían lo mismo para ellos).

Porque eso es otra historia: "Me quiero cortar el pelo." Y ellas te dicen: "No, es mejor que solo te cortemos las puntas, te damos un baño de color, unas mechitas, te ponemos las planchas y vas a ir mucho más moderna, que es mucho más actual".

Y... oye... la palabra clave es lo de "más actual". A nadie le gusta pensar que va anticuado ó que tiene un look desfasado.

Por supuesto, lo de cambiar de peluquería y arriesgar tu pelo bajo otras manos y otras tijeras, es algo que nos lo pensamos muy mucho. A no ser que la peluquera de siempre esté de vacaciones, ó las últimas veces nos haya hecho un estropicio en el pelo.... sino... seguimos yendo a la misma.

Y, los peluquer@s, son... como nuestros confesores. A los que le contamos lo mismo que nuestras abuelas le contaban al cura, años atrás, solo que no nos mandan barrer los cortes para enmendar nuestros pecados.

¿Dificil de creer? No lo creo. Estoy segura de que a más de una y uno le pasa lo mismo. Aunque ellos lo negarán siempre y dirán que hasta en ese punto ellos son mucho más liberales que nosotras.

Pues eso... que el viernes voy a la peluquería. A ver que me hacen...

3 comentarios:

pingus dijo...

yo no tengo peluqueria fija, es mas suelo si puedo cambiar de establecimiento cada 5 o 6 veces, pq parece que en cuanto te pillan "cariño" se esmeran bastante menos en su trabajo que cuando eres cliente nuevo.
Quizas esto de cambiar sea mas facil siendo chico (hombre, varon, macho) ya que salvo excepciones metrosexuales nuestro corte de pelo no requiere mucho arte.

JuanMa dijo...

jajaja Justo hoy he ido a cortarme el pelo, y además he tenido que cambiar de peluquería (han cerrado la mía de siempre).

Yo me hago siempre el mismo corte (muy corto por los lados, con un poco más de forma por arriba, sin raya, peinado con la mano). Ya lleva como veinte años siendo "muy actual" jajaja.

Perovsquita dijo...

Yo, antes iba con algún corte idealizado y prefijado, pero por supuesto, nunca me lo hacían. Mucho si si si, pero salía y era no no no.

Así que ahora, para evitarme disgustos, les digo: "quiero un poco más corto, pero como tu quieras".

Y la verdad, es que funciona. Al menos no me llevo ningún berrinche. ;-)